Teñirse el pelo durante la búsqueda del embarazo… ¿es recomendable?

Teñirse el pelo durante la búsqueda del embarazo… ¿es recomendable?

1080 768 Daisy Rosas

Entre las muchas cuestiones que ponen en alerta a una mujer embarazada está aquella que afirma que teñirse el pelo durante la búsqueda del embarazo podría dañar al bebé. Si somos de las que nos gusta teñirnos el pelo de forma cotidiana y estamos en búsqueda de un bebé, no debemos preocuparnos, sin embargo, si el embarazo tiene lugar debemos saber que, sobre este tema, hay ciertos aspectos que no están del todo claros, por lo que, es interesante seguir algunas recomendaciones.

Lo cierto es que todos los estudios realizados en ratones y pequeños mamíferos descartan que los tintes que se usan hoy en día puedan producir tanto defectos en los fetos como pérdidas de embarazo. Entonces, ¿a qué viene este miedo? La industria de los productos de estética y belleza, ha evolucionado con el tiempo, y si bien hace años, los tintes para el pelo contenían sustancias químicas que, al ser absorbidas a través del cuero cabelludo podrías ser potencialmente peligrosas para el bebé, afortunadamente, los nuevos productos químicos son mucho menos agresivos tanto para el cabello como para el cuero cabelludo. Sin embargo, no se recomienda iniciar la utilización de tintes capilares en el momento del embarazo ya que, en caso de desarrollar una reacción alérgica al tinte, el tratamiento sería más dificultoso. Así que ya sabes, si vas a teñirte el pelo por primera vez, es preferible que lo hagas cuando aún estés segura de no estar embarazada.

teñirse el pelo durante la búsqueda del embarazo

La Organización de Servicios de Información Teratológica de Estados Unidos, sitio que proporciona información sobre los riesgos potenciales en la reproducción, se muestra tranquilizadora respecto a este asunto. Esta organización señala que al teñirse el cabello, el cuerpo únicamente absorbe una cantidad muy pequeña de esas sustancias. Por consiguiente, una mujer que quiera teñirse el pelo durante la búsqueda del embarazo, no tiene por qué renunciar en ningún momento a cuidar su aspecto, si esto incluye taparse canas, o cambiar de color por simple gusto o coquetería. Por otro lado, algunos estudios realizados por la Escuela de Salud Pública de Harvard, la asociación americana para el cáncer y la Revista de epidemiología americana relacionan el uso de tintes capilares con diversos tipos de cáncer en la infancia, aunque lo cierto es que no existe suficiente evidencia que apoye estos resultados.

No obstante, si bien la mayoría de los estudios resultan tranquilizadores, lo cierto es que tampoco existe una gran cantidad de trabajos de investigación sobre este tema, ya que es difícil que un estudio en embarazadas supere el comité ético pertinente, y como en todo lo relacionado con el embarazo, no está de más, extremar las precauciones de todo aquello que tiene relación directa con nuestro cuerpo. Además de los tintes convencionales, hoy en día existen alternativas con componentes vegetales, henna o champús de color sin amoníaco que pueden resultar aún más inocuos. Asimismo, la mayoría de los médicos sugieren, como simple protección, evitar el tinte durante el primer trimestre, ya que es el momento en el que el bebé está formando sus órganos vitales, y esperar hasta el segundo o tercero. Otros ginecólogos se muestran más cuidadosos y piden que se eviten, especialmente, los productos que contengan acetato de plomo en su fórmula, algo que se hace extensible no sólo a los tintes, sino también a productos para permanentes o alisados.

Asimismo, hay que pensar en el daño que puede sufrir el pelo; tanto los cambios hormonales como el puerperio, debido a la falta de estrógenos, suelen debilitar mucho el pelo y favorecer su caída. Los tintes no suelen ayudar a mantenerlo sano, por lo que, es recomendable no pasarse con ellos.

Si vamos a teñirnos en casa es importante utilizar siempre guantes, seguir los consejos del fabricante, no dejar el producto en la cabeza más del tiempo mínimo necesario y aclarar muy bien después del tratamiento. No te tiñas ni decolores pestañas o cejas, ya que podría causar hinchazón o aumentar el riesgo de infecciones en la zona de los ojos.

En cualquier caso, es importante que, tanto en la búsqueda como en el propio embarazo, las mujeres se sienten bien y se gusten. Decidir si se quiere o no teñir el pelo durante la búsqueda del embarazo es responsabilidad de cada una, que debe poner en una balanza si la preocupación que nos puede suponer es mayor del placer por vernos como nos gusta estar.

1 comentario
  • Hola, soy peluquera y en mi gremio abundan las mujeres y la mayoría en algún momento han estado embarazadas trabajando a diario con coloraciones de todo tipo, teniendo sentido común y siguiendo las pautas de uso de los productos no hay problema ! si hubiera riesgo … nosotras seríamos las más afectadas !

Dejar una Respuesta